Comportamiento de una Casa Pasiva en verano

Confort los 365 días del año

La incorporación de las casas pasivas a nuestras vidas es ya una realidad. Como ya hemos podido ver anteriormente, son múltiples las ventajas que nos ofrecen estas construcciones, tanto a nivel personal como con el medio ambiente.

Sin embargo, existe la falsa creencia de que este método constructivo está destinado a climas fríos y sólo obtendremos beneficios en las épocas de invierno. Nada más lejos de la realidad: gracias a sus propiedades su confort es idóneo durante todo el año.

¿Cómo se comporta una casa pasiva en verano?

Uno de los principios básicos de la casa pasiva es la hermeticidad. Siendo casas bien aisladas que mantienen el calor en inverno, creemos que también lo mantendrá en verano y nos viene a la cabeza la idea del sobrecalentamiento.

Nos llega a parecer hasta normal pasar calor en nuestra casa en épocas estivales, tener sistemas de refrigeración encendidos constantemente (con el consiguiente gasto económico), dormir mal… Y no se le da la correcta importancia al confort térmico de nuestro hogar en verano.

El estándar Passivhaus piensa precisamente en el confort los 365 días del año, independientemente de la época del año y de la situación en la que esté construida la vivienda. Establece unos límites medibles que no se pueden cruzar para poder obtener la certificación de Casa Pasiva mediante la herramienta de planificación PHPP:

  • No bajar de 20º en invierno.
  • No sobrepasar los 25º en verano.
  • Grado de humedad interior adecuado al confort, incluso en la costa, de <12gr/kg.

Por tanto, los edificios certificados Passivhaus son notablemente más frescos que los edificios convencionales precisamente por su excelente nivel de aislamiento térmico y por incorporar una serie de estrategias para prevenir la acumulación de calor.

Medidas “pasivas” para el enfriamiento de tu hogar en verano.

Son estrategias que se pueden aplicar a cualquier zona climática del mundo y que resultarán más eficaces en viviendas con un aislamiento térmico de alta calidad, ventanas de triple acristalamiento y una envolvente térmica adecuada.

  • Sombreamiento exterior. Incorporación de persianas venecianas orientables en el exterior. Han de permanecer bajadas y deben estar orientadas correctamente.

  • Refrescamiento nocturno “pasivo”. Mediante la apertura de ventanas con una ventilación cruzada se consigue bajar la temperatura gracias a la diferencia de presión. Es conveniente dejar las ventanas durante la noche en posición oscilobatiente.
  • Sistema de ventilación By-pass. Otra manera de efectuar el refrescamiento nocturno es mediante el sistema que incorporan las casas pasivas, también llamado recuperador de calor. En verano sin embargo hace función de recuperación de frío y garantiza que el aire fresco pre-enfriado entre en la casa ralentizando la entrada de calor. Fuente PXSL.

  • Utilizar equipos de alta eficiencia energética. Además de ahorrar energía, mediante electrodomésticos y equipos electrónicos de alta eficiencia así como la iluminación led, se reduce la emisión de calor residual.
  • Mejorar el aislamiento de las tuberías de agua caliente. De esta manera se minimiza el calentamiento interno en verano.
  • Enfriamiento activo. En climas más extremos es posible la utilización de sistemas de aire acondicionado de manera controlada, para enfriar la estancia y deshumidificar el ambiente.
  • Producción de energía renovable para autoconsumo. Con pequeños sistemas fotovoltaicos de apoyo a la gestión de la energía.

Las estrategias desarrolladas para el enfriamiento de las casas pasivas están ampliamente comprobadas después de los 27 años de implantación del sistema Passivhaus en todo el mundo.

Para cerciorarte de que tu nueva Casa Pasiva sigue perfectamente los principios Passivhaus, recuerda que el sistema que implantes debe estar verificado por un Certificated Passivhaus Designer mediante la herramienta informática destinada a tal fin, el PHPP.

Si estás pensando en implementar el Passivhaus, consulta con tu distribuidor HOCO las posibilidades que se te plantean con las ventanas pasivas HOCO.